domingo, 19 de junio de 2011

Graceling, Kristin Cashore


¡Hola a todos! Hoy vuelvo a la carga con las reseñas. Tengo, contando a esta, tres pendientes, así que hoy me quito una de encima que tenía, además, muchísimas ganas de hacer. Espero que la disfrutéis :)

Katsa ha sido capaz de matar a un hombre con sus propias manos desde que tenía ocho años. Ella es un Graceling, una de las pocas personas en su tierra que nace con un don excepcional. Como sobrina del rey, ella debería vivir una vida de privilegios y lujos, pero nada más lejos de la realidad: se ve obligada a trabajar como "justicia" del rey, es decir, asesinando o haciendo daño a aquellos que osen contradecirle. Cuando se reúne por primera vez con el príncipe Po, Katsa no tiene ni idea de cómo su vida está a punto de cambiar. Desconoce el terrible secreto oculto que se halla muy lejos... un secreto que podría destruir la totalidad de los siete reinos.
Tengo muchísimas cosas que decir sobre este libro, porque la verdad es que me ha fascinado. Hacía bastante tiempo que no leía fantasía épica, y es uno de mis géneros favoritos, así que cuando vi que la editorial Roca me podría mandar Graceling, una novela a la que tenía muchísimas ganas, pues no dudé en pedirla. Y no me arrepiento para nada, porque además de que me ha encantado, ocupará un puesto de honor en mi estantería a partir de hoy.

Lo mío con Graceling fue amor a primera vista. Fue en Círculo de Lectores la primera vez que nos vimos, y su sinopsis me enamoró. Estuve detrás de ella muchísimo tiempo, así que como dicen, quien la sigue la consigue, y por fin pude leerla. La pospuse bastante, porque me gusta hacerme de rogar, pero no pude resistirme más a sus encantos y al final sucumbí, en plena época de exámenes. Y en apenas dos días ya tenía casi todo el libro leído. Y llegaron los exámenes, nos separaron un tiempo, hasta que ahora, que por fin soy libre, nos hemos vuelto a dar una oportunidad. Y la acabo de terminar, así que allá vamos.

Graceling es la primera parte de Los siete reinos, la trilogía de Kristin Cashore, pero afortunadamente es una obra que perfectamente podría ser autoconclusiva, ya que las otras dos novelas no continúan con la historia que se cuenta en ésta. Generalmente, y hablo por mí, las obras autoconclusivas no "calan" tan hondo como las sagas, ya que una saga se extiende más en explicaciones, en hechos y sucesos, te da más tiempo para conocer a los personajes..., y en muchas ocasiones en las obras autoconclusivas apenas te da tiempo a tomar realmente el cariño que le podrías tomar a una saga, al menos en la literatura juvenil. Sin embargo, Kristin Cashore se toma su tiempo con Graceling; un tiempo muy bien tomado que, lejos de hacer que la obra sea lenta o pesada, permite que nos adentremos en el mundo y disfrutemos de los personajes y del día a día. Una obra que empieza ya con acción, pero que aún así se molesta en explicar los hechos cotidianos y las personalidades de los personajes para que podamos encariñarnos de verdad con la obra, y luego sea más difícil soltarla.

Aunque está catalogada como juvenil, a mí no me lo parece en absoluto, pero eso es más cuestión del contenido de la obra, del que hablaré luego. Kristin Cashore usa un lenguaje elaborado, muy diferente al de la inmensa mayoría de las novelas juveniles; se esmera en el estilo de escritura, y eso es algo que yo admiro bastante en un autor. Sin embargo, tiene un defecto que a mi parecer es bastante notable: la falta de fluidez en los diálogos. Cada conversación es inmensamente antinatural, forzada, con lenguaje tan elaborado que parece mentira que estén hablando, parece parte de la narración. Eso es algo que no me ha gustado en absoluto y, en cuanto a la forma de la novela, es lo único malo que cabe destacar.

Hay un detalle que me ha gustado mucho y que impide que los capítulos se nos hagan pesados. Hay bastantes separaciones con espacios en blanco, me explico; bastantes párrafos separados que cambian de situación o de escena en momentos determinados. Estas pequeñas separaciones agilizan el ritmo de la historia, y a mí me ha parecido muy adecuado el uso tan repetido de este pequeño recurso.

Y creo que no me dejo nada en el tintero esta vez en cuanto a la forma de la narración. Ahora, vamos con el contenido.
Como ya os he dicho, hacía mucho tiempo que no leía fantasía épica, y lo último que leí fue Canción de hielo y fuego, por lo que mis expectativas con la fantasía épica están altísimas, sino por las nubes. Superar la línea que ha escalado la saga de George R.R. Martin es prácticamente imposible, y eso lo supe yo desde que Jaime Lannister hizo cosas por amor. Es por ello por lo que me esperaba algo flojo de Graceling, una novela, como yo las llamo, de "usar y tirar", pero de la que disfrutar. Nada más lejos de la realidad; por supuesto, no es un Juego de Tronos, pero no es para nada lo que me esperaba.

Voy a comenzar comentándoos el tema de que esta novela esté catalogada como juvenil. Como os he comentado arriba, no me lo parece en absoluto; trata temas totalmente adultos, como la propia moralidad del asesinato, cosa que apenas se trata en los libros juveniles fantásticos, o el abuso infantil. Tiene matices duros que, pienso, no son los normales tratados en una obra juvenil, además de que hay escenas sexuales no explícitas que casi nunca tienen cabida en la literatura para gente más joven. Además, ni siquiera los personajes son adolescentes; calculo que tienen, aproximadamente, algo más de veinte años, y son personas ya maduras.
Esa es parte de mi enorme sorpresa; el hecho de esperarme una novela juvenil y encontrarme algo más adulto y elaborado que una ligera obra de fantasía normal y corriente. Además, las críticas que la acompañan tampoco son espectaculares, por lo que mis expectativas eran medias, y han sido superadas con creces. 

La historia es buena. No es tan intrincada, repito, como la de obras como Canción de Hielo y Fuego, pero sí es cierto que tiene giros argumentales muy adecuados y que son bastante sorprendentes, sin perder la coherencia en la historia, por supuesto. Si bien es cierto que un tercio del libro está dedicado, más que a la acción, al conocimiento de los personajes y su entorno, esto no se me hizo pesado en ningún momento, quizá porque la épica me gusta o porque los personajes me enamoraron desde el principio. 

Katsa es, sin duda, uno de esos personajes femeninos que irradian carisma. Es una Katniss un poco más extrema y dispuesta; fuerte, decidida, independiente, brutal, pasional, con unos sentimientos muy marcados y unas ansias de libertad extremas. No es agradable, pero sí buena persona. Pero, si Katsa me ha enamorado, Po ha sido demasiado para mí. Po no es como Katsa; en un principio, puede parecer el típico personaje masculino perfecto, pero poco a poco comprenderemos el por qué, y el hecho de que no es tan perfecto como parece. Es el "buen chico" de esta historia, con ese puntito de "malo" tan marcado en determinadas escenas del libro; un buen chico dispuesto a luchar, y a luchar bien, por lo que quiere. Pocos son los personajes que he conocido que han estado tan definidos como nuestros dos protagonistas.

Sin embargo, ocurre algo totalmente diferente con Gramilla. ¿Cómo explicarlo? Digamos que su situación es correcta dentro de la historia, pero al profundizar en ella y conocer al personaje en sí se estropea todo. Me ha parecido totalmente incoherente y falta de sentimientos, quiero decir, en su situación la manera de actuar que tiene no es para creíble y mucho menos normal. Si la autora había hecho un trabajo tan magnífico con los dos protagonistas, ¿por qué lo estropeó con Gramilla? No lo comprendo, de verdad que no lo comprendo.

Dejando de lado a los personajes, voy a hablar de un punto que me ha llamado la atención muchísimo, además de haberme encantado, y que ya he comentado arriba: la moral que hay a lo largo de toda la historia. Si os fijáis bien y sois ávidos lectores de novela fantástica, especialmente épica, os daréis cuenta de que son contadas las veces en las que a alguno de los personajes le importa verdaderamente el asesinato de un secundario. Los secundarios están ahí, en la inmensa mayoría de las ocasiones, para ser matados y que el protagonista consiga un objetivo, y nada más; el hecho de que sean personas, personas con familias y una vida, importa muy poco, por no decir nada, a la gran mayoría de héroes épicos y fantásticos en general. Aquí, sin embargo, Katsa quiere escapar de eso precisamente. Nuestra protagonista tiene una moral, una moral que quiere seguir y respetar, y que considera la vida como algo valioso. Son poquísimas las novelas fantásticas que he leído hasta ahora que respeten de verdad la vida de las personas, de los secundarios, y es por eso por lo que esta obra ha ganado muchísimos puntos.

Me ha gustado también el hecho de que se centre más en lo medieval que en lo fantástico. La autora ha sabido añadir elementos como el sistema feudal de la Edad Media y el papel de la mujer y del hombre en la época. Además, hablando de este tema, también hay otro pequeño aspecto moral, quizás menos notable pero que también es muy perceptible: la igualdad de sexos. Katsa lucha por ella, y se preocupa de que las mujeres indefensas que hay a su alrededor sepan luchar por ellas mismas, especialmente al final de la historia, un detalle que me ha encantado pero que no diré, no vaya a ser que revele más de lo necesario...

Y, por último...

Pequeño spoiler.
Cuando supe que el próximo libro de la trilogía es una precuela, me emocioné muchísimo y deseé con todas mis fuerzas que narrara la historia de Leck, cómo llegó al trono, su infancia... Me habría encantado conocer más a este personaje mediante una novela dedicada en exclusiva a él. Cuando leí la sinopsis y me enteré de que no trataría de esto, me llevé una enorme decepción. Aún así, la leeré igualmente y ya os contaré cuando lo haga.
Fin del pequeño spoiler.

Lo mejor es, sin duda, Po. Un personaje que me ha encandilado y que se ha convertido en uno de mis favoritos. También los aspectos morales de la obra en cuanto a la vida humana.

Lo forzados que están la mayoría de los diálogos. No hay fluidez en las conversaciones. Tampoco me ha gustado en absoluto el personaje de Gramilla. Muy antinatural.


Tengo la sensación de que me dejo algo en el tintero, pero los aspectos más importantes ya los he dicho, así que voy a dejar ya esto que me duele la cabeza de estar en el ordenador. Espero que os haya gustado la reseña y que me comentéis vuestras opiniones :)

Gracias a Roca por el envío del ejemplar.

11 comentarios:

Samira dijo...

Yo llevo mucho tiempo queriendo leerlo pero al final nunca me animo :-)
:P

~Lectora Voraz~ dijo...

OMG!!
Ésta es una de las novelas de las que me he encaprichado y la quiero SÍ o SÍ. Así que supongo que acabará en mi estantería ^^
¡Me llama mucho la atenición!

Gracias por tu -tentadora- opinión.

Besotes!

T-Weary dijo...

LO QUIEROOO, pero tía, no me lo dejes aún que estoy con Choque de reyes y sabes que no me vas a dejar ninguno hasta que no me lo lea (por dar tanto por saco con él xDDDDD) Yo también quiero enamorarme del libro :'(

Reyes;) dijo...

El libro tiene muy buena pinta, pero no sé cuando me haré con el.

Gracias por la crítica, guapísima ^^

Besotes!!

Espe dijo...

Yo tambien lo vi por primera vez en Circulo de lectores pero no me lo compre.
Le tengo ganas y despues de esta reseña mas.

Besos

Leannan dijo...

¡Me encantó! Y mira que hace tiempo que me lo leí, pero me acuerdo como si fuera ayer, simplemente perfecto.

Besos ^_^

Cris dijo...

Yo también creo que no debería haberse catalogado como juvenil, además recuerdo que cuando se publicó por primera vez yo la veía en la sección de fantasía de adultos. No sé por qué luego lo cambiaron.
He leído Fuego y puedo decirte que quizás te lleves una pequeña sorpresa respecto al spoiler que has puesto.

Skila dijo...

¡Gracias a todos! :D
@T-Weary: Cómo me conoces xDDDD.
@Cris: No sabes la alegría que me das *_* ¡Ojalá pueda leerlo pronto! :D

Erga dijo...

¡Qué gran reseña! Sí señor, lo pongo por arriba en mi wishlist :D De verdad, súper elaborada, te la has currado ;)
Ya que Juego de tronos no lo he leído y dices que éste es mejor, leeré Graceling y después Juego de tronos.
En serio ¡genial reseña!

Skila dijo...

@Erga: ¡Muchísimas gracias! :D Espero que te guste tanto o más que a mí cuando lo leas *_* Y lo mismo con Juego de Tronos ;) ¡Un beso enorme!

crisis.91 dijo...

Me encanto este libro!!! Coincido contigo en lo de Po y todo lo demás! Lo único en lo que no coincido es en lo de Gramilla.. a mi si que me gusto y creo que el siguiente libro (después de Fuego) hablara sobre ella.. no estoy segura pero algo de eso leí.

un besin guapa